Tiempo en casa


Menores en mundos virtuales… ¡protégeles!

La pandemia ha hecho que todos dediquemos más tiempo a utilizar las nuevas tecnologías y estar conectados a internet, incluidos los menores.

Datos recientes revelan que estos pasan un 36% más que antes de la pandemia utilizando pantallas, y un 76% más que respecto a 2019, siendo Tik Tok la red social favorita, donde niños y adolescentes encuentran retos y bailes que replicar.

Pero no son solo las redes sociales las que han crecido. Según un estudio sobre hábitos digitales de 100.000 familias con hijos entre 4 y 15 años de España, Reino Unido y Estados Unidos, el consumo de vídeo online ha aumentado un 25% y las apps de videojuegos un 23% y ese tiempo que les dedican a las pantallas, se lo restan a la oportunidad de disfrutar de las relaciones sociales con iguales en el mundo real.

Esta disonancia entre lo virtual y lo real puede provocar que se realicen comparaciones y generen problemas de autoestima que, en algunos casos, desemboquen en depresión. Además, no debemos olvidar algo a lo que los menores pueden estar especialmente expuestos, como es el ciberacoso o el acceso a contenidos inapropiados para su edad.

Ante este incremento de consumo de pantallas, establecer un control parental se antoja más necesario que nunca, pero los estudios demuestran que no ha sido así. Mientras que la actividad online durante la primera semana del confinamiento creció un 180% (por teletrabajo, clases virtuales, pero también consumo de redes sociales y apps de comunicación), el uso de medidas de control parental solo creció un 6%.

Dar a nuestros hijos la mejor educación y prevenirles sobre los riesgos que acechan en la red es el primer paso para protegerles. La supervisión y control de la actividad de nuestros hijos en internet, y con su móvil, se convierte en una necesidad añadida, poniendo reglas para que tengan acceso a un mundo online seguro, productivo y divertido.

Educar antes que prohibir

Es necesario enseñar a nuestros hijos a proteger su intimidad y hacerles comprender que deben comportarse con los mismos valores de respeto, educación y convivencia que emplean en su vida real:

  • Respeto por los demás para evitar el ciberacoso.
  • No compartir nada que no pudieran compartir en un tablón de anuncios.
  • No difundir fotos o vídeos suyos o de otros que puedan causar un problema. Enséñale a que no tomen fotos suyas sin permiso.
  • La cámara del portátil, Tablet o Smartphone, mejor tapada. Así se evita que un software pueda grabar sin que lo sepa.
  • Enséñale que en el mundo virtual muchos dicen ser quienes no son. Por ello, debe relacionarse solo con quien conozcan en el mundo real.
  • Edúcale para que confíe en ti, y sienta que puede acudir a pedirte ayuda o consejo si algo le incomoda.

Puesta punto de los dispositivos para proteger y no para espiar

Asegúrate de que el dispositivo tiene el sistema operativo actualizado, los antivirus activados y, en casa, la red wifi segura con protección WPA2.

Es recomendable instalar una aplicación de control parental para restringir el uso o la instalación de aplicaciones, bloquear el contenido inapropiado, imponer límites de tiempo de uso y, además, facilitar a los padres un informe del uso que hace su hijo del móvil. Esta app se instala tanto en el móvil de tu hijo como en el del adulto y se asocia una cuenta creada específicamente para este procedimiento.

¿Quieres conocer algunas? Haz clic y te las mostramos.


Pensamiento positivo, todo va mejor

Mostrar una actitud optimista nos ayuda en todas las facetas de nuestra vida y, en el entorno laboral, contribuye a mejorar nuestro desempeño, reducir el estrés y generar un buen ambiente que impacta sobre el equipo de trabajo.

Ante cualquier obstáculo podemos decidir actuar de maneras muy distintas; verlo todo negro o no atender a los pensamientos negativos y buscar una solución. Y esta capacidad de ver el lado bueno de las cosas, no bloquearse y reducir sufrimiento como casi todo, se entrena. Podemos aprender a convertir la inseguridad, el caos y el cambio en una vía de crecimiento. Te proponemos tres consejos mantener el pesimismo a raya:

  1. Practicar la terapia narrativa. Cuando pasa algo malo, hay personas que tienden a dramatizar como consecuencia del estrés acumulado. Surgen las inseguridades, pensamos no estar preparados… Es el momento de reformular la historia que nos contamos a nosotros mismos y poner el foco sobre nuestras virtudes y logros diarios para convertir el pesimismo y drama en esperanza y resiliencia.
  2. Sentir que se tiene el control. No atender a aquello sobre lo que no se tiene. La conocida oración: “Dios concédeme la serenidad para aceptar las cosas que no puedo cambiar, el valor para cambiar las cosas que puedo, y la sabiduría para reconocer la diferencia”.
  3. Potenciar la gratitud. Valorar desde el agradecimiento los pequeños avances que se vayan produciendo, y no enfocarse en la frustración que genera saber que hay cosas que quedan por hacer.

Mantener una actitud positiva nos ayuda a percibir el entorno de forma constructiva, sumar bienestar y ganar eficacia para cumplir con las tareas y con los retos.


Los efectos del “aislamiento tecnológico”

El aislamiento intermitente al que nos ha sometido la pandemia ha impulsado aún más algunas patologías asociadas al abuso de las TICs. Esta problemática de dependencia tecnológica ha tenido un alcance tanto en adultos como en menores, quienes han encontrado en las redes y la tecnología el soporte y acompañamiento social perdido.

Del “phubbing” al “síndrome del caracol”

Entre los efectos más comunes destaca el que coloquialmente se llama phubbing, que signfica ‘ninguneo’ en inglés, y que supone el acto de ignorar al entorno próximo para concentrarse en la tecnología móvil. Resulta paradójico que mientras buscamos relacionarnos con el mundo y los otros mediante la tecnología, ignoremos a los que tenemos al lado precisamente por hacer un abuso de ella.

Las escenas nos parecerán de lo más cotidianas; uno o varios miembros de una burbuja familiar sentados a la mesa atendiendo cada cual su dispositivo. No hablan, no se miran, simplemente se ignoran. En Codere en positivo ya hemos tratado el tema de vamping, o cómo las redes consumen hasta los momentos de descanso creando un círculo vicioso de dependencia tecnológica que no para y del que debemos protegernos.

El término phubbing se acuñó en el año 2009 con la popularización de los smartphones y supuso una brecha en las relaciones interpersonales -tal y como las conocíamos hasta entonces-, especialmente en las generaciones más jóvenes.

Lamentablemente este efecto de ensimismamiento y aislamiento también tiene un alcance en los adolescentes, que se conoce, en su estado más complejo, como el “síndrome del caracol”.

Para los adolescentes la situación ocasionada por la pandemia ha impulsado una falta de interés generalizada (hacia la familia, estudios, etc.) e incrementado su sensación de apatía. Los expertos apuntan que, precisamente en este grupo de edad, ha impactado más el aislamiento, porque esta etapa vital es clave de su desarrollo, donde comienzan a establecer su propia identidad, su individualidad e independencia. Esta situación les lleva a abandonar la relación estrecha con su núcleo familiar y a descuidar sus estudios y hobbies. Estas pautas, de prolongarse en el tiempo, pueden derivar en una patología.

Los expertos dan algunas claves para poner coto a estos abusos tecnológicos que deterioran nuestras relaciones sociales.

En el caso de los adultos (phubbing):

  • Una vez somos conscientes del problema, debemos hacer un verdadero ejercicio de “desconexión digital” que implicaría al menos estas rutinas:
    • Desactivar las notificaciones del móvil o los datos mientras se hacen determinadas actividades de concentración.
    • Fijar franjas horarias para el uso del móvil.
    • Crear un parking de móviles y dejarlo allí cuando realizamos algunas tareas con otras personas: un paseo, un desayuno en familia…
  • Fomentemos los encuentros y charlas con nuestro núcleo cercano y tratemos de resolver los conflictos cara a cara, no vía sms o whatsapp

En el caso de los adolescentes (síndrome caracol):

  • Tratar de establecer periodos de desconexión tecnológica al igual que con los adultos y proponerles realizar actividades en familia (ver una película, actividades deportivas al aire libre, hacer un picnic…).
  • El núcleo familiar del adolescente debe ser empático, abierto al diálogo y paciente para poder comprender la situación que están viviendo y sus reacciones. Los padres deben entender la frustración que representa para el adolescente el estar separado de sus amigos mucho tiempo y el perderse planes que le encantaría vivir.
  • Tratar de mantener los vínculos con sus compañeros es fundamental en esta etapa y, en la medida que sea posible, favorecer que no se rompan estas relaciones. Sin embargo, es importante fijarles límites para que estas interacciones sean seguras, por lo que es fundamental recordarles las consecuencias que puede ocasionar conductas irresponsables en estos encuentros con amigos.
  • Transmitirles la confianza de que esta etapa pasará pronto y volverán a recuperar su vida de antes.

Todas las personas hemos sufrido algún tipo de aislamiento tecnológico durante este periodo de pandemia. Lo normal es que poco a poco la vuelta a nuestra actividad habitual nos devuelva también los hábitos y las rutinas de relación con los demás. Solo si los efectos persisten o se cronifican, alterando negativamente las conductas, habría que consultar a un especialista.


Velocidad de conexión a Internet: ¿recibo lo que pago?

Durante los primeros meses de confinamiento, un estudio realizado por IPG Mediabrands señalaba que, solo a través del televisor, el consumo de plataformas de streaming había crecido un 166% respecto al año anterior, y que la explosión de tráfico en las redes sociales se elevó un 55%. Y es que el estar más tiempo en casa ha disparado nuestro consumo de datos y ha hecho que algunos usuarios tengan dudas sobre si están realmente recibiendo el servicio por el que pagan.

Te ofrecemos algunos consejos para que puedas detectar si te están dando “gato por liebre”:

Test de Google: esta prueba tarda menos de 30 segundos y en ella se transfieren alrededor de 40MB de datos para probar la velocidad de subida y de bajada; con la ventaja de que no recopilan datos de carácter personal del usuario. Si quieres comprobarlo, haz clic aquí.

Speedtest: con este servicio puedes cambiar el servidor de pruebas y hacer el test para una conexión única o multi, personalizando la prueba en función del navegador, el dispositivo o el sistema operativo. Lo malo es que recoge datos personales y que al usarlo aceptas que los compartan con proveedores de internet, fabricantes de hardware y reguladores de la industria. Ahora que lo sabes, ¿quieres probarlo?

Fast: se trata del test de velocidad de la plataforma de streaming Netflix. Te muestra la velocidad de subida y bajada de datos y mide la latencia de carga y descarga. Dispone además de aplicación para móviles. Haz clic si quieres conocerlo.

Además, y como recomendación general, si quieres conocer la velocidad máxima del servicio que has contratado, conecta tu ordenador o dispositivo directamente al router por Ethernet (por cable). Así te aseguras que no hay pérdida de datos, algo que sucede al conectarte por WiFi.

Con las versiones en app es muy sencillo medir el ancho de banda de cada rincón de nuestra casa, lo que nos ayudará a tomar la decisión de dónde colocar el router o el setup si se va a jugar online y retransmitir en alta definición.

Si detectas un desfase muy grande y quieres hacer un examen más concienzudo, desconecta todos los dispositivos y deja solo conectado sobre el que vas a realizar la prueba. Es menos real, porque lo normal es utilizar más de un dispositivo a la vez, pero te ayudará a asegurarte de si realmente la velocidad es inferior a lo que contrataste.


El Covid dispara la "hipocondría 2.0"

Desde el comienzo de la pandemia, la reducción de consultas médicas y la alerta sanitaria han provocado que más personas busquen sus síntomas en internet y se autodiagnostiquen, un perfil que se conoce como hipocondríaco digital.

Los expertos apuntan que el estado constante de hiperatención a nuestro cuerpo desarrollado durante el último año ha llevado a numerosas personas a “sentirse enfermos” sin estarlo y cerca del 90% busca síntomas en internet antes de consultar al médico.

No hay problema por indagar, el error está en hacerlo constantemente a través de fuentes no verificadas.

El coranavirus ha puesto de manifiesto lo complicado que resulta para algunos procesar un exceso de información (en la actualidad existen más de 200.000 aplicaciones distintas para la salud en la red). Según Google, una de cada diez búsquedas está relacionada con la salud, y ocho de cada diez usuarios buscan información sobre temas médicos.

Se añade la falta de rigor científico en muchas informaciones médicas en la red. Las consultas no siempre se realizan accediendo a fuentes y portales de información fiables, como organismos médicos, sociedades científicas, universidades o asociaciones de pacientes. De hecho, se estima que el 10% de los cibercondríacos hace clic en el primer enlace que encuentra.

Del autodiagnóstico a la automedicación

Los resultados sobre una patología concreta encontrada en la red pueden impulsar al paciente a una automedicación, cuando un tratamiento sin supervisión puede poner en riesgo la salud y la vida. Te recordamos brevemente las claves para evitar que la preocupación por la salud derive en una afección por cibercondria:

  • Las búsquedas en la red de temas de salud han de ser breves, solo en fuentes fiables/oficiales y actualizadas. (También puedes cerciorarte si una determinada información cumple con el sello HONcode, un sistema internacional de certificación que detecta si la información médica es confiable).
  • No sacar conclusiones anticipadas tras la lectura de síntomas por internet: Uno de los problemas de los hipocondríacos digitales es que relacionan molestias leves a enfermedades consideradas graves.
  • No te automediques. Solo medicación con prescripción y bajo supervisión médica.
  • Siempre pide consulta en tu centro de salud si la angustia por los síntomas persisten o te obsesionan.

Liderazgo Samurái

En un mercado altamente competido y cambiante, las compañías tratan de hacerse un hueco y alcanzar el liderazgo, lo que en ocasiones deriva en un clima de competitividad interna basada en la rivalidad, que mucho dista del espíritu de colaboración necesario para el logro de precisamente ese objetivo.

La validez de cada miembro de un grupo, de poco vale si no está en coordinación y alineamiento de objetivos con el resto de los que lo forman. Es necesario, por tanto, actuar como si todos los miembros formásemos un solo cuerpo, porque para resultar competitivos fuera, lo que necesitamos es colaboración dentro. Y este espíritu puede fomentarse mediante la implementación de un modelo de liderazgo en el que cada colaborador se sienta partícipe.

“El liderazgo aplica a cualquier persona de la organización, tenga gente a su cargo o no. Este modelo que hoy se propone, está en línea con nuestra cultura y valores, porque parte de la aceptación y de la escucha auténtica”, comentó nuestro director general, Vicente Di Loreto, en el encuentro “Liderazgo Samurai”, la tercera videoconferencia de gestión del cambio que celebra nuestro grupo desde el comienzo de esta crisis sanitaria -para favorecer nuestra unión y motivación en una etapa tan complicada-, que ha tenido lugar esta misma semana reuniendo de forma virtual a cientos de responsables de nuestro grupo.

Habitualmente utilizamos el término “Samurái” para designar a un guerrero. Sin embargo, esta palabra significa “el que sirve”, y es precisamente en esa actitud de servicio al prójimo en lo que se concreta la esencia de este modelo: lideran aquellos que sirven a los demás y así merecen ser seguidos. Un camino tan duro, y a veces ingrato, como efectivo.

El modelo se basa en cuatro habilidades fundamentales muy concretas, definidas en paralelismo a la cultura Samurái:

  • Kyudo: arte marcial en el que lo importante es seguir los pasos necesarios de manera correcta, en un estado físico y mental óptimo, que supone actividad desde la quietud y la perspectiva. En el mundo empresarial, correspondería al arte de lanzar propuestas con el espíritu de servir a los demás, porque un verdadero líder no necesita mandar; simplemente hace propuestas a las que sus colaboradores se unen.
  • Aikido: en esta disciplina, frente a otras artes de fuerza y resistencia, se propone entrar en contacto con el otro, en lugar de alejarse de él, para así utilizar su energía en neutralizar su ataque. Una metáfora perfecta con un modelo de liderazgo que fomenta el arte de hacer preguntas que nos acerquen a la visión del otro, para entenderlo y poder responder de la mejor forma posible a su interés y necesidad. Porque siempre que aplicamos una fuerza, provocamos una resistencia de la misma magnitud, con lo cual es conveniente sumar energías y no contraponerlas.
  • Yoroi: se designa con esta palabra a la armadura japonesa y está relacionado con el arte de tomar decisiones. Con mis determinaciones me protejo ante las posibles inclemencias, pero si me excedo con la protección, disminuiré mi agilidad y movilidad. Un buen líder facilita por lo tanto la toma de decisiones.
  • Gunbai: es el abanico japonés que utilizan los Samurái, que aunque parece una herramienta decorativa o accesoria, es en realidad un instrumento de guerra, porque todo lo que portan los Samuráis tiene una utilidad. La metáfora respecto al liderazgo es sobre la importancia de la buena crítica. Cómo somos capaces de hacer llegar la información a la otra persona sin hacerle daño, con espíritu constructivo, en actitud de servicio y desde la aceptación, haciendo de nuestro poder jerárquico algo que hasta pueda resultar accesorio. Porque la crítica tiene un componente intrínseco de rechazo que va a hacer que la otra persona se resista a ese cambio o evolución, que ha de partir de su voluntad.

“Con este modelo vemos cómo un verdadero líder tiene una parte innata, cultiva un espíritu zen y trabaja además en el desarrollo de una serie de capacidades técnicas”, explicó Álvaro de Ansorena, director corporativo de Personas, durante el encuentro.

“Unos conceptos muy simples pero muy potentes y no necesariamente fáciles. En línea con la conocida frase conviértete en el cambio que deseas ver en el mundo y con la cultura que estamos impulsando en nuestro grupo”, concluyó Vicente Di Loreto.


Nuevo concepto de vivienda post confinamiento

Estos meses hemos tenido que “vivir” más que nunca nuestros hogares y nos hemos replanteado los requisitos para su confort… así que las búsquedas de nuevas viviendas con balcones y jardines parecen haberse disparado. En el caso de España crecieron un 40% sólo en el mes de marzo, según datos de los principales portales inmobiliarios. Igualmente, se incrementó el interés sobre promociones o viviendas disponibles a las afueras de la ciudad, con más metros cuadrados.

Preparados para el futuro

Algunos arquitectos apuntan a que las viviendas del mañana tendrán que hacer frente a las necesidades que puedan surgir ante posibles rebrotes del virus (que nos retengan en casa nuevamente), o a la tendencia creciente del teletrabajo, que inevitablemente convertirá nuestras casas en verdaderos hubs familiares, de trabajo y socialización.

Además de nuevas necesidades estructurales, como espacios compartidos más amplios, mayores fuentes de luz y acceso exterior; los profesionales apuntan a una mayor demanda de domótica doméstica en cuanto a iluminación, sonido, calidad del aire, temperatura... Asimismo, la tendencia de la nueva “normalidad” pasa por adecuar e invertir en servicios de interiorismo y decoración o jardinería, algo que era muy residual y exclusivo antes de la crisis.

Estos son algunos de los requisitos más demandados –según los expertos– de la vivienda en la etapa post-Covid:

  • Puertas y ventanas al exterior, con aprovechamiento de la luz natural.
  • Más espacios sociales: lugares amplios para compartir, terrazas, jardines…
  • Casas inteligentes, que nos permitan optimizar energía, consumos y tiempo.
  • Hogares más sostenibles: materiales ecológicos, nobles, reciclados… Mayor inversión en aislamiento térmico y acústico o sistemas de calentamiento de agua más eficientes.
  • Una casa hecha para “gustar” y “gustarnos”, con alta inversión en diseño
  • La forma de trabajar condicionará los espacios y habilitaremos un lugar específico para ello.
  • Prioridad en la calidad de vida: tendencia a buscar vivienda a las afueras, a cambio de más metros cuadrados y más tranquilidad.

Cuando el #quédateencasa se convierte en un #noquierosalir

En plena desescalada, y a las puertas de la nueva normalidad en algunas ciudades y países, muchas personas se han adaptado al confinamiento de manera que han creado en él su propia zona de confort, empujadas por la ansiedad, el miedo y la incertidumbre. Esto es lo que conocemos como el “síndrome de la cabaña”.

Podemos reconocerlo cuando salir a la calle nos da miedo, cuando no queremos realizar actividades que antes eran cotidianas (hacer recados, coger el transporte público, relacionarnos con otras personas) o simplemente, no sentimos ningún deseo de abandonar el hogar.

El origen de este síndrome lo describió un médico canadiense el siglo pasado, observando el comportamiento de poblaciones aisladas que tenían que pasar gran parte del invierno en casa, cuando al llegar la primavera, muchos no querían salir.

El síndrome de la cabaña es más frecuente en las personas mayores o las que pasan el confinamiento solas, al no tener ningún contacto físico o cercano con los demás. Por ello es importante estar atentos, por si debemos actuar.

El miedo es libre, pero hay que romper la barrera que nos paraliza

La sensación de miedo no puede alargarse más de lo debido para que no se convierta en un problema. Por ello los psicólogos nos dan algunas pautas para hacerle frente:

  • Lo primero de todo es ser conscientes de lo que estamos sintiendo y poner de nuestro lado para afrontarlo.
  • Pensar en positivo y valorar cómo este esfuerzo (de salir) puede compensarnos física y emocionalmente.
  • Aprovechar las fases de la desescalada para emprender pequeños retos como salidas graduales: pasear, comprar…
  • Identificar estas salidas con algo agradable, aprovechándolas para disfrutar del sol, la naturaleza, el mar o el entorno que tengamos cerca de casa.
  • Respetar los protocolos de seguridad que afianzarán estas salidas.
  • No excusarnos el “no salir” con la idea de “no es necesario salir” o “tenemos que ser responsables”.

La situación que vivimos es excepcional y no hay una única manera de superarla correctamente. Es normal tener miedo, como también es normal querer superarlo cuanto antes. Si somos conscientes de lo que nos está sucediendo y nos preocupa, compartámoslo con algún familiar o amigo para que nos ayude en este proceso.


Huyamos del “vamping”

El confinamiento nos ha “atado” más que nunca a los dispositivos electrónicos; para teletrabajar, pasar el tiempo o sentirnos cerca de los demás.

Sólo durante la primera semana en que permanecimos en nuestros hogares, el consumo de internet creció un 80% en España. De modo que durante esta pandemia hemos incrementado nuestras horas de consumo tecnológico más allá de lo razonable.

Esta tecno-dependencia, y el efecto de la exposición a la ‘luz azul’ que emiten por la noche los dispositivos, rompen nuestra rutina de descanso, y es lo que se conoce coloquialmente como vamping (efecto vampiro). Sus efectos no tardan en aparecer, al repetirse estas rutinas de intoxicación tecnológica nocturna por un periodo de tiempo prolongado:

  • La falta de sueño nos debilita y puede hacer que las personas se vuelvan más vulnerables a enfermedades e infecciones, ya que está demostrado que un sueño reparador fortalece el sistema inmunológico y el correcto funcionamiento emocional y psicológico del cerebro.
  • El cansancio continuado hace que las personas estén más estresadas e irritables.
  • Aumenta el aislamiento, pues el consumo electrónico suele realizarse individualmente y un abuso puede provocar distanciamiento de otros miembros de la familia.

Especialistas en trastornos del sueño apuntan que lo fundamental para evitar los efectos negativos del vamping es desterrar todo tipo de elementos electrónicos (móvil, tablet o televisión) antes de cenar. Así, hasta la hora de dormir, nuestro cerebro puede llevar a cabo una “desconexión” que nos permita posteriormente el descanso.

#Usemos la tecnología con moderación para encontrar un equilibrio saludable.


Ahorra en tu consumo eléctrico

Durante esta cuarentena hemos hecho de nuestra casa lugar único de trabajo, ocio y descanso. Por ello, es normal que nuestro consumo eléctrico se haya visto incrementado estos últimos meses. Sin embargo, es posible ahorrar en nuestras facturas con estos pequeños trucos:

  • Utiliza la energía de forma eficiente: haz uso siempre de los programas cortos o de bajo consumo de los electrodomésticos (lavadora, lavavajillas, secadora…). A la hora de cocinar puedes apagar la vitrocerámica, fuegos u horno unos minutos antes, de esta forma aprovecharás el calor residual para terminar de hacer la comida. Evita, en la medida de lo posible, abrir y cerrar la nevera muchas veces a lo largo del día e intenta mantener el frigorífico a una temperatura de unos 5ºC y el congelador a – 18ºC.
  • Desconecta todo aquello que no utilices: cuando dejamos en modo stand-by aparatos como impresoras, ordenadores o televisiones, siguen consumiendo energía. Por ello es aconsejable desconectarlos cuando no se estén utilizando.
  • Aprovecha las horas de luz natural: evita encender luces durante las horas de sol.
  • Iluminación de bajo consumo: este tipo de bombillas serán otra forma de ahorro.
  • Comprueba que la potencia contratada es la adecuada: en muchas ocasiones las facturas de luz pueden ser más elevadas de lo normal debido a no tener contratada una potencia adecuada para tu hogar. Es importante revisarlo y comparar los precios del mercado, para así obtener la mejor tarifa.
  • Mantener la temperatura en tu casa: con la llegada del calor se suele disparar el consumo de luz con el uso de aparatos de ventilación, pero una forma de mantener la casa a una buena temperatura es ventilando a las horas más tempranas y en las horas de mayor calor cerrar todas las ventanas y bajar las persianas, de forma que entre la luz necesaria, pero no el calor.

El milagro alemán. Renacer de las cenizas tras la II Guerra Mundial

La crisis que estamos viviendo es sin duda grave y complicada, pero no es nueva en la historia de la humanidad. Ya antes, el mundo había tenido que superar pandemias y grandes depresiones, con distintos matices pero igual de devastadoras… y de cada una ellas, ha sabido salir más próspero y reforzado.

Tras la II Guerra Mundial el continente europeo quedó devastado. Alemania fue el país más asolado, pero en solo cinco años se convirtió en una gran potencia económica. Resurgió de sus cenizas, como el ave fénix, en lo que los franceses denominaron “el milagro alemán”.

Sin embargo, según los alemanes, no hubo intervención divina, y el supuesto “milagro” es solo el reflejo de tres secretos muy al alcance de todos: “trabajo, trabajo y trabajo”.

¿Qué actitud y acciones tomaron los ciudadanos y líderes de esta nación para lograr superar la crisis y con semejante prosperidad?

No te pierdas esta charla, que mediante el análisis de este capítulo de la historia invita a una reflexión profunda, real e inspiradora, cuyo aprendizaje podemos aplicar en la situación que atravesamos.

Una conferencia impartida por el Instituto de Humanidades Francesco Petrarca que reunió por Webex a cientos de colaboradores de nuestra compañía y que ahora, gracias a Codere en positivo, podemos disfrutar todos nosotros.


Podcast recomendados: alimenta la mente

Si quieres alimentar tu curiosidad, tu capacidad reflexiva y tus conocimientos, ponte los auriculares y no te pierdas los contenidos que te recomendamos.

Para ello, accede a las webs y, si lo deseas, suscríbete para recibir puntualmente en tu dispositivo los podcast sugeridos.

  1. Norberto Jansenson:
  2. No te pierdas los cuentos para despertar de este mago e ilusionista argentino. Pequeñas historias de grandes autores para que el encierro por la cuarentena nos ayude a la apertura mental. Conéctate y dedica un tiempo para la emoción y la reconexión. Cada semana encontrarás nuevas historias para recordar de dónde venimos, quiénes somos, y vislumbrar hacia dónde tenemos que ir.

  3. Todo saldrá bien:
  4. Programa dirigido a las personas mayores que trata el Covid-19 desde la positividad y la esperanza. El objetivo es demostrar a nuestros mayores, para los que estos días pueden ser especialmente difíciles, todo el cariño y respeto que merecen.

    Testimonios de personas famosas y anónimas, consejos sobre alimentación saludable, historia o lectura de poemas, forman parte de los contenidos, guiados por personalidades relevantes del mundo del periodismo.

  5. The Daily:
  6. The New York Times publica cada día un podcast que contiene una noticia de actualidad analizada por columnistas del periódico, pero también por expertos sobre los distintos contenidos tratados.

  7. Cristina Mitre:
  8. Colección de podcasts dedicados al Covid-19 con consultas a expertos médicos, pero también consejos para llevar mejor los días de confinamiento y los mejores trucos de salud, belleza, fitness o nutrición.

  9. Los 100 mejores podcast en español.
  10. En esta web se reúnen los mejores contenidos de actualidad tanto de deporte, humor, noticias, tecnología, cultura, sociedad, historia, charlas TED. Lo más interesante, a un solo clic.


Atatürk, liderazgo para romper con el pasado e inventar un nuevo presente

La historia ha gestado grandes líderes, que gracias a su saber hacer fueron capaces de cambiar con celeridad y de forma radical el devenir de los tiempos.

Entre estos líderes se encuentra Atatürk – que significa padre de los turcos – fundador de la República de Turquía e impulsor de cambios sociales y culturales que transformaron al país por completo y dejaron atrás para siempre las vetustas tradiciones otomanas.

Gracias a su formación militar y brillantez intelectual, alcanzó el rango de comandante siendo muy joven. Participó y lideró desde el inicio la independencia turca, para lo que no dudó en alentar a la población (incluidas mujeres y niños) a que participase en la guerra, despertando un sentimiento patriótico que supuso el germen de la futura cohesión de la nación turca.

En 1923 se funda la República de Turquía, de la que Atatürk fue su primer presidente, hasta su fallecimiento. Su objetivo, modernizar el país a través de sendas reformas sociales y culturales que incluían separar la religión del estado y la “europeización”. Se introdujo un código civil, penal y de comercio, se dotó a las mujeres de más derechos y se cambió la grafía árabe por la latina.

Su incalculable contribución a Turquía hace que, a día de hoy, el país se paralice y rinda tributo a su padre fundador todos los años a la hora exacta en la que falleció.

¿Cuáles fueron las claves para que el liderazgo (en ocasiones cuestionable) de una sola persona cambiaran de forma radical la historia de una nación?

Te invitamos a ver la charla Atatürk, romper con el pasado e inventar una nación, que desgrana cómo fue la evolución que permitió pasar de una cultura ancestral centrada en conceptos vetustos y religiosos hacia una cultura más moderna que en poco tiempo logra consolidarse con gran éxito.

Disfruta a través de Codere en positivo de esta conferencia impartida por el Instituto de Humanidades Francesco Petrarca a través de Webex para los colaboradores de Codere.


Challenges, también en cuarentena

En Codere nos gustan los desafíos. Y en esta etapa de confinamiento, cuando los días pueden tornarse muy parecidos unos a otros, generando cierto tedio y desasosiego, sumarse a alguno de las decenas de retos que se proponen en internet es una alternativa al menos entretenida.

Aquí van algunos ejemplos:

  • 10 toques challenge: impulsado por los jugadores de fútbol Messi y Vidal, el reto consiste en grabarse pateando un rollo de papel higiénico y etiquetar a otros usuarios de Instagram para que lo intenten.
  • Flip the switch: amadrinado por Jennifer López, se trata de ponerse frente al espejo junto a alguien más, bailar por unos segundos y hacer algún efecto visual tras el cual los protagonistas se hayan intercambiado la ropa.
  • Foot shake: es un baile en pareja que requiere destreza y coordinación de pies y manos.
  • La escoba: pon a prueba tus dotes de contorsionismo con un palo de escoba y haz que cruce por todo el cuerpo pasando por pies, brazos, cabeza… y sin soltarlo en ningún momento.
  • Cap shock challenge: promovido por el jugador de baloncesto Rudy Fernández, se trata de colocar una gorra en el suelo e ir encestando calcetines desde cierta distancia.
  • Draw with your nose: uno de los componentes del grupo musical Jonas Brothers ha popularizado el realizar dibujos utilizando la nariz gracias a uno de los filtros de Instagram.

¿Y tú? ¿Quieres proponernos algún reto para estos días? Envíanos un vídeo a comunicacioninterna.corporativa@codere.com y lo compartimos.


Acordes por la unidad

De esta salimos juntos, es uno de los lemas de esta pandemia. Y es que si algo nos está mostrando esta crisis, es la creciente conciencia de unidad y la voluntad de las personas por aportar su granito de arena, cada uno en la medida de su posibilidad.

Los artistas del mundo han decidido hacerlo reuniéndose de manera virtual para realizar versiones de temas clásicos y convertirlos en himnos de la pandemia.

En todos los casos, la recaudación obtenida por la compra de estas canciones en cualquiera de las plataformas de música, se dedican a los afectados por esta terrible crisis.

Os dejamos los vídeos que mejor representan estas iniciativas solidarias:

  • España: Resistiré (enlace vídeo)
  • Italia: Rinascerò (enlace vídeo)
  • México: Resistiré (enlace vídeo)
  • Panamá: 4 millones de virtudes (enlace vídeo)
  • Argentina: Como la cigarra (enlace vídeo)
  • Uruguay: Codo con codo (enlace vídeo)
  • Colombia: Te entrego mi corazón (enlace vídeo)
  • A nivel internacional: The prayer (enlace vídeo)

  • Nueva situación, nuevas habilidades

    Cuántas veces nos hemos quejado de no disponer de tiempo libre suficiente para adquirir conocimientos y desarrollar aficiones que nos permitan disfrutar de nuevas destrezas. Ahora no hay excusa: saquemos partido a las obligadas horas en casa.

    Dibujar

    Libera al artista que llevas dentro y ayúdate con las mejores herramientas del mercado.

    De la familia Adobe, te recomendamos Photoshop, Photoshop Sketch y Draw, que te permitirán obtener resultados profesionales en tus diseños de manera sencilla.

    Astropad Studio: convierte tu iPad en una tablet de dibujo profesional con resultados inimaginables.

    How to draw. Se trata de una App en la que aprender a dibujar será un juego para niños.

    Aprender idiomas

    ¿Hay mejor manera de aprovechar el tiempo? Mejora algún idioma que tengas oxidado o sumérgete en uno nuevo. Nunca es tarde.

    Tocar instrumentos

    Ahora que pasamos mucho tiempo en casa, la música es uno de nuestros mejores aliados. Pongamos ritmo a la monotonía y que no decaiga el ánimo.

    • Para los peques, la serie de juegosToca, Toca dance es una opción muy divertida.
    • Kids piano música y canciones, apto para melómanos.
    • Para los no tan pequeños, Flowkeyse convierte en un buen aliado.
    • Descubre Yousiciany disfruta de siete días de prueba gratuitos sus más de 1500 canciones con una amplia diversidad de instrumentos.

    Música para tus oídos

    Para que la música no pare y pongamos la mejor banda sonora a nuestras vidas también en este periodo de confinamiento, te invitamos a crear tus playlists personalizadas con las mejores alternativas. Además, dispones de varios meses de prueba gratuita.






    Lectura para todos

    • Academons: el cole en casa en una App, con más de 10.000 juegos educativos.
    • Free e-books: esta web recoge los mejores libros de ficción, hechos reales, académicos o educativos. Una completa biblioteca que no deja indiferente a nadie.
    • Kindle: con más de 1.400 títulos gratuitos y un incontable número de ejemplares de pago, esta es sin duda la opción más extendida para poder pasar las horas con la mente ocupada.





    ¡A bailar!

    Disfruta de los juegos de siempre pero en nuevo formato digital.

    • Bailaronline: grandes y pequeños podéis disfrutar desde casa con esta plataforma de baile online a ritmo de bachata, salsa, hip hop, flamenco o incluso reggaetón.
    • 305Fitness: disfruta de tu música favorita y pon a prueba tuflexibilidad con esta App de Fitness con un toque de baile de bajo impacto ¿Te atreves?
    • Coreografías infantiles: sigue en familia innumerables coreografías con mucho ritmo, con canciones muy reconocibles por los más pequeños de la casa. ¡Prueba y verás qué divertido! o en Videokids TV.





    ¡A jugar!

    • Houseparty es una aplicación que, además de facilitar vídeo llamadas de hasta ocho personas, permite el acceso directo a varios juegos tradicionales tipo Trivial o Quién es Quién (Android)(iOs)
    • Apalabrados. Inicia sesión con Facebook y suma puntos formando palabras con las fichas que el juego te da al iniciar la partida. Cuanta mayor puntuación obtengas, más posibilidades tendrás de derrotar a tu rival. ¿Aceptas el reto?(Android)(iOS)
    • Rummikub. También a través de Facebook, reta a tus amigos formando escaleras de números del mismo color (con un mínimo de tres) y series de un mismo número de colores distintos. (Android)(iOS)
    • Cokitos. es una web de juegos gratuitos enfocada al entretenimiento educativo, con categorías de edades que van desde los 3 años hasta los adultos. Incluye una sección de juegos de mesa online muy completa, con títulos clásicos como el parchís, la oca, el ajedrez, Monopoly, las damas, etc (enlace)





    Un viaje desde el sillón

    Te proponemos recorridos espectaculares para que puedas visitar algunas de las maravillas del mundo sin moverte de casa.

    • Petra: recorre este importante enclave arqueológico en Jordania, Patrimonio Mundial de la Unesco. Una ciudad literalmente, excavada y esculpida en la piedra.
    • La Muralla China, recorre virtualmente los casi 5.000 km de recorrido del monumento más famoso de China y del mundo.
    • Pirámides de Giza, conoce por dentro las pirámides de Egipto, los monumentos más portentosos de esta grandiosa civilización.
    • Venecia, sumérgete en la ciudad de los canales y cuenta los puentes que recorren la ciudad.





    Meditación, un viaje hacia dentro

    La situación que estamos viviendo nos genera nuevas emociones que es importante saber gestionar. La meditación es una herramienta para aprender a armonizar con ellas, que nos puede ayudar en los procesos de cambio mediante la observación y el autoconocimiento, permitiéndonos equilibrar la tensión y ayudándonos a tener una mejor perspectiva.

    Hay muchas técnicas y te invitamos a conocerlas. Las más ascentrales, como la Vipassana o la Zazen, proponen sentarse por un tiempo en una postura adecuada y observar la respiración, atendiendo a las sensaciones de nuestro cuerpo y sin desplazar la atención a los pensamientos que van llegando a nuestra mente. La meditación trascendental se basa en la repeticion de un mantra o vibración, que ayuda a calmar la mente. Cualquiera de ellas, practicada con regularidad:

    • Aumenta tu autoonocimiento.
    • Reduce tus niveles de estrés y fomenta los pensamientos positivos.
    • Refuerza tu sistema inmunológico y aumenta la tolerancia al dolor
    • Mejora tu capacidad de concentración y tu memoria.
    • Crea mayor capacidad de empatía y compasión.

    Otro ejercicio que puede ayudarnos a la calma y crecimiento es la visualización. Te proponemos la siguiente:

    1. Relájate: Vacía tu mente unos minutos y trata de observar desde fuera todo lo que está pasando. Date permiso para sentir y observar.
    2. Reflexiona: Acepta tus sensaciones y emociones. Piensa cómo esta situación afecta a los demás. Escúchalos, valora sus tareas, exprésales tu agrademiento, imagina de qué forma podríais organizaros para funcionar mejor. Recuerda de qué manera tus seres queridos y tus cosas te hacen ser un privilegiado. Deja creer el amor y la gratitud.

    La práctica de la meditación nos enseña que cuando cambiamos el foco de atención hacia el interior, la realidad se transforma y deja de oprimirnos.

    “A menudo en los más oscuros cielos es donde vemos las estrellas más brillantes”.Richard J. Evans

    Os dejamos este vídeo inspirador: “"El árbol", que os ayudará en este ejercicio interior.


    Muévete en casa

    Los primeros días en casa son de adaptación y búsqueda de nuevas formas de organizarse… pero ya llevamos un tiempo confinados y no podemos acostumbrarnos al sedentarismo. Debemos encontrar un hueco, físico y temporal, para poder relajarnos, ejercitar y destensar el cuerpo.

    La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda la actividad física para preservar cuerpo y mente en este periodo, desahogar la energía acumulada, calmar nuestra ansiedad y sobrevivir al confinamiento y las tensiones que se generan en nuestro pequeño entorno.

    ¡No hay excusas! Tanto si estamos viviendo este aislamiento preventivo nosotros solos como en familia, cualquier actividad física es recomendable; desde estiramientos, tablas sencillas de ejercicios, baile, plan de training online, subir y bajar escaleras…¡todo vale!. Sabemos que es difícil, pero una pequeña disciplina con el ejercicio romperá nuestra rutina y nos mantendrá despiertos.

    Además, no olvides cuidar tu alimentación -para mantener tu sistema inmunológico fuerte frente al virus- y estar bien hidratado. Realiza los ejercicios en un espacio ventilado, con vestuario apropiado y mucho mejor si al ritmo de la música que más colabore a subirte el ánimo.

    Te proponemos una serie de actividades a través de distintas plataformas online y Apps, para que te muevas en casa los próximos días:


    Alimenta tu ánimo y sistema inmune

    Llevamos varios días de confinamiento y la falta de movimiento, de tiempo al aire libre y los estados de ánimo producidos por la alarma y el nulo contacto social, hacen que cuidar nuestra alimentación sea especialmente importante en esta etapa.

    Evitando un consumo excesivo de calorías y tratando de escoger alimentos que colaboren a nuestro bienestar físico y mental podemos hacer frente a la ansiedad que puede suponer este periodo y evitar engordar esos cuatro o seis kilos que los expertos entienden que será la media de aumento de peso por mes de confinamiento. Y es que no sólo nos engorda la ingesta de calorías, sino que la inquietud generada por el coronavirus, moviliza hormonas y neurotransmisores que nos hacen almacenar más energía.

    Por eso, resulta especialmente recomendable seguir estas pautas:

    • Planifica tu compra con los alimentos necesarios y evita cualquier ultraprocesado, carente de los nutrientes que requiere esta situación, como snacks, bollería, comida precocinada, azúcares o refrescos.
    • Practica deporte y sigue un horario. No desordenes tus comidas ni tus horas de sueño.
    • Bebe agua e infusiones, al menos dos litros diarios.
    • Lleva una dieta equilibrada y ligera en calorías. Incluye verduras, hortalizas, frutas, huevos, pescado, carnes blancas, frutos secos, semillas, legumbres, yogures o chocolate negro.
    • Complementa tu alimentación con suplementos micronutricionales para mejorar el sistema inmunológico: omega 3, vitamina D, polifenoles, probióticos, cúrcuma… o con algún producto homeopático como Oscillococcinum. Consulta con tu médico estas opciones.
    • Por último, intenta realizar diariamente ejercicio diario de tonificación, durante al menos media hora. Genera endorfinas que te ayudarán a mejorar tu estado de ánimo y sistema inmune. Tienes algunas propuestas en esta sección de Tiempo en casa.

    Compartimos la pirámide nutricional #mequedoencasa que ha elaborado Viena Capellanes, uno de nuestros partners de alimentación en España.

    Además, nos proponen unas recetas nutritivas muy saludables para estos días.


    Museos sin salir de casa

    Te proponemos un viaje desde el sofá, con esta recopilación de museos de todo el mundo que ofrecen recorridos virtuales por su salas, ya sea por medio de sus sitios o en colaboración con Google Arts & Culture con tecnología 360º y con información sumamente detallada. ¡Arrancamos!.


    Los más pequeños de la casa...

    Si tienes niños en casa, seguro que te has planteado qué hacer estos días para compensar su ritmo habitual que se ha visto interrumpido.

    Te proponemos una serie de actividades para que puedan entretenerse y que este aislamiento social les sea más llevadero.

    Dibujar, hacer deporte, cocinar, leer, ver películas en familia, yoga, papiroflexia, escuchar música... ¡Hay muchas opciones!







    ¡Comenzamos!


    Adolescentes y confinamiento

    Convivir con adolescentes casi siempre es complicado, pero más aún cuando se hace 24 horas al día durante muchas semanas seguidas, sin la opción de que puedan salir de casa y dedicar tiempo a sus rutinas y amigos.

    No existen fórmulas magistrales, pero sí una serie de consejos que pueden ayudar a llevar mejor estos días e incluso descubrir aspectos positivos hasta ahora desconocidos:

    • Escucha: permite que hable y comparta cómo se siente y qué piensa, podrás enriquecerte y mejorar tu forma de ayudarlo a sobrellevar este periodo.
    • Intimidad: los adolescentes buscan momentos de intimidad y soledad. Concédele a diario un tiempo para sí mismo; le es igual de necesario que a un adulto.
    • Normas y obligaciones: convivir exige normas para el bienestar colectivo y evitar conflictos. Hay que establecer periodos para estar juntos, distribuir las tareas domésticas e incluso los espacios de la casa. Además, debe limitarse el uso de pantallas para poder relacionarse con la familia.
    • Generar ambiente positivo: es importante realizar actividades junto a ellos que sean divertidas para toda la familia. Dejémosles proponer algunas de ellas.
    • Control de emociones: los adultos debemos ser capaces de controlarlas para no contagiárselas a los menores ni generar un clima negativo. Hay que ofrecer una calma y serenidad que ayuden a resolver los posibles conflictos que surjan.

    Ordena tu espacio para organizar tu cabeza

    Mantener en orden nuestro hogar es fundamental para respirar posititividad y armonía, especialmente cuando el espacio es reducido o compartido.

    Así, han surgido incluso gurús del orden casero, como Marie Kondo, y toman fuerza tendencias como el Oosouji o el feng-shui, que no hacen sino poner el foco en algo tan fundamental como la organización del hogar, que nos permite poder tener la mente clara y atenta a otras tareas.

    Como suele decirse, si las distintas terapias del orden no pueden ordenar tu cabeza, al menos despejarán tu casa. Así que… ¡Que el desorden y el polvo no nos coman la energía! Aquí va una recopilación de los mejores consejos de #ordenterapia:

    Aprovecha para deshacerte de muchas cosas que no sabes dónde poner y quédate SOLO con lo necesario.



    1. Apaga el móvil
    2. … o SILÉNCIALO. Entrega a esta tarea todo tu tiempo, sin interrupciones ni distracciones. Recuerda: enfocarnos en la limpieza física nos permitirá una limpieza mental y emocional.

    3. Trabaja en equipo
    4. Porque el orden es cosa de TODOS: Implica a los pequeños y a los adultos del hogar en esta tarea. Puede ser divertido y además permite trabajar en equipo y sentar buenas costumbres. Para maximizar el trabajo, mejor a primera hora y con música, ¡les encantará!

    5. De arriba abajo y hasta el final
    6. Comienza desde la parte superior y trabaja hacia abajo. Pasar el aspirador debería ser una de las últimas tareas. Cada tarea iniciada debe ser una tarea terminada, no conviene dejar cosas a medias. Coloca lo que se ve… y lo que no

      La TRANQUILIDAD que da abrir un armario y ver la ropa correctamente perchada, los cajones organizados o los utensilios de cocina perfectamente colocados… Todo en cajas, o la vista, por colores, bien doblado… ¿Probamos?

    7. Relájate
    8. Todo trabajo tiene su RECOMPENSA. Una vez acabado el proceso tendrás tu mente limpia para poder disfrutar de los tuyos y de ti mismo.

      Si estas recomendaciones se te quedan cortas y el “metodismo” del orden y la limpieza te llaman, te dejamos algunas lecturas para que puedas profundizar: